Analítica web

Inmediatamente después de la aparición de las primeras páginas web, surgió la necesidad de saber si cumplían sus objetivos comerciales o informativos. Los propietarios de los sitios en Internet necesitaban conocer cuál era la respuesta de los usuarios para que los diseñadores adaptaran y mejoraran el diseño y el contenido de sus páginas en función de los objetivos marcados. Una buena comprensión del funcionamiento de una web facilita su optimización y el desarrollo de un marketing más eficaz.

Al principio, los criterios utilizados eran escasos y daban una idea muy a grosso modo de lo que estaba ocurriendo con una página web determinada. El número de hits —accesos a un sitio— estaba bien, pero pronto fue insuficiente y empezaron a refinarse los procedimientos de obtención de información acerca de la interacción entre los sitios y sus usuarios. Pronto se pudo diferenciar entre las páginas más visitadas de un mismo sitio y, poco a poco, empezaron a necesitarse otros parámetros más complejos, como el tiempo de permanencia en cada página o el porcentaje de rebote (número de visitantes que abandona una página poco después de haber ingresado en ella). El rápido progreso tecnológico permitió desarrollar y refinar herramientas capaces de medir estos parámetros y transformar los resultados en diversos valores numéricos que permitían conocer cómo se visitaba una página y, más tarde, quién la visitaba.

En los últimos años, el volumen de transacciones comerciales en Internet ha aumentado de forma imparable. Hoy existe una ingente cantidad de datos que son usados en el marketing digital para orientar estrategias comerciales y de diseño web. El estudio de toda esa información se ha vuelto una tarea muy compleja y es ahí donde la analítica web juega su papel como procedimiento capaz de extraer orden del caos y facilitar la toma de decisiones objetivas.

Ventajas de la analítica web para un negocio en Internet

La recopilación e interpretación de datos acerca del tráfico en Internet y la potencia de las nuevas herramientas de análisis web han conseguido que una empresa pueda tener un conocimiento de su negocio online aún más profundo que el que tenía del mismo negocio off-line. Valiéndonos de ello, en KMA Disseny podemos:

Mejorar la eficiencia y precisar tus estrategias de marketing.

Cuantificar la rentabilidad de tus productos o servicios.

Aumentar el rendimiento económico y maximizar las ventas de tu negocio.

Conocer a tu público objetivo y determinar los segmentos de mercado más rentables.

Fidelizar a tus clientes actuales y llevar a cabo un seguimiento de los potenciales.

Conocer la procedencia y el destino de las visitas de tu página.

"La clave para un marketing exitoso: Enfoque, Posicionamiento y Diferenciación" - Philip Kotler

Desarrollo tienda online

Por qué es útil la analítica web si no tienes objetivos comerciales

El conocimiento no solo puede traducirse en rentabilidad. Si tu página es meramente informativa o pertenece a una organización sin ánimo de lucro, los profesionales de KMA Disseny te pueden ayudar en los siguientes aspectos:

- Perfeccionamiento de los servicios online.
- Adecuación a los criterios de accesibilidad y navegabilidad.
- Mejora del posicionamiento web (SEO).
- Adaptabilidad a la web 2.0: interoperabilidad y diseño colaborativo.

Analítica de un sitio web paso a paso

1. Determinar sus objetivos y los KPI.
2. Analizar su estructura.
3. Etiquetar las páginas.
4. Programar temporalmente la recopilación de datos.
5. Elegir la herramienta de análisis.
6. Realizar las mediciones.
7. Obtener e interpretar los informes de las métricas.